Usamos cookies para ofrecerte un mejor servicio, en ningún caso usamos tus datos para nuestro beneficio personal o para venderselo a terceros. Si continúas navegando aceptas nuestro uso de las Cookies. Más información

DIARIO DEPORTIVO REGIONAL DE LA COMUNIDAD DE MADRID

1ª Aficionados > Grupo 2 > E.D.M. San Blas

Entrevista a Jesús Gutiérrez, Presidente de la EDM San Blas (Temporada 2015/16)

Autor:
17-06-2016
Jesús Gutiérrez "Guti", Presidente de la EDM San Blas /// Fotos: EDM San Blas

 
" Los jugadores y familiares son los protagonistas de la EDM San Blas "

 

Jesús Gutiérrez (60) es el presidente de la Escuela Deportiva Municipal San Blas (EDM) desde hace un cuarto de siglo. Un periodo en el que ha visto crecer el barrio y también la pasión futbolera, ambas circunstancias han ido de la mano hasta conseguir afianzar una de las mejores escuelas de fútbol base en el Este de Madrid. Este año los fastos de celebración se complementan con una exposición fotográfica, el Torneo Memorial Pedro Blázquez y la Fiesta Anual con grandes sorpresas.

Pero la trayectoria no fue fácil, al menos en sus comienzos, en pleno apogeo de toxicómanos en Los Focos de la Avenida de Guadalajara a finales de los años 80 con la senda de los elefantes, cuando se estaban construyendo los cimientos de la actual EDM San Blas. Sobre el terreno ya jugaban los equipos de la Asociación de Vecinos de San Blas y allí estaban dos personas, su suegro Bernardo, que fundó posteriormente el Atlético San Blas para insuflarle la pasión por el fútbol de barrio; y también Julián Pedroche, entonces delegado deportivo de la Asociación de Vecinos y lugarteniente del presidente durante 25 años.

Estamos en el año 1990 sobre una gran parcela que albergaba en realidad tres campos de fútbol, el Club Simancas jugaba en el campo donde se ubica ahora el Centro Comercial Las Rosas; pero había otro contiguo que lo llamaban de Ceniza (por el color de la tierra) con unas dimensiones de 170 x 75 metros, quizá el más grande de Madrid. El tercer campo era el de Las Banderas, donde se asientan las actuales instalaciones del Campo Municipal de San Blas y juegan los equipos de la EDM San Blas.

En 1993 el ex concejal popular Isaac Ramos inició el proceso urbanístico para desmantelar Los Focos que dieron paso a la construcción del moderno barrio de Las Rosas, un paso decisivo para que el distrito acabara con su leyenda negra y apostar por el deporte de barrio. Por aquella época Jesús Gutiérrez ya veía posibilidades de iniciar una escuela de fútbol base.

Los inicios con Pedro Blázquez

“Mi suegro me informó de que iban a construir una superficie comercial en el campo del Simancas y que al mismo tiempo el Ayuntamiento pensaba hacer otro campo municipal. Bajé a la Junta del Distrito, que entonces estaba situada en la calle Torre Arias de Canillejas, pregunté qué iban a hacer en los campos y me presentaron a Susana Pérez, la secretaria de Ramos. Después conocí al propio concejal que también me presentó a Pedro Blázquez, el vocal de deportes y presidente de la EDM en 1991 e inmediatamente me nombró responsable de la escuela; bajamos al bar Chipen de la calle Boltaña y preparamos todos los documentos”, recuerda Jesús Gutiérrez, que entonces era el vicepresidente y Julián Pedroche el tesorero. En la primera Junta Directiva también estaban Germán Rama, Félix Sánchez y Rafael Fernández.

En los primeros años de la EDM la estructura deportiva echaba a andar, por supuesto en campos de tierra, con sus respectivos charcos cuando llovía y vestuarios precarios. Pero ya en 1997 la escuela contaba con cinco equipos de F11 (alevines, infantiles y cadetes) y dos de F7 (prebenjamín y benjamín). En ese año se produce un acontecimiento deportivo con la llegada del CD Pegaso, que hasta entonces había jugado siempre en hierba natural en su Ciudad Deportiva, junto a la famosa fábrica de camiones alados.

El Pegaso y el Rayo en San Blas

“Cuando llega el Pegaso lo primero que hace es construir una grada de hierro y madera con capacidad para 350 personas, la afición se desplazaba en autobuses y tenían como patrocinador a Herrajes Palencia, que era la empresa del presidente. Entonces nos vistieron a los cinco equipos de la EDM igual que ellos, con la camiseta arlequinada, y la ropa venía de Valencia, con la empresa deportiva Rasan”, explica Gutiérrez.

Pero al Pegaso no le interesaba hacer cantera y la EDM sobraba. Sin embargo el presidente Jesús Gutiérrez tenía la cesión municipal del campo a su nombre hasta el año 2009 y el Pegaso se fue de San Blas tras dos temporadas (1997-1999). Después llegó el Rayo Vallecano B (Tercera División) y también entrenaron durante dos temporadas.

“Pero los socios del Rayo, aunque estaban encantados, no querían desplazarse hasta San Blas. Los de Vallecas entrenaban y no estorbaban, ayudaban a nuestros chicos y de aquí salieron grandes jugadores como Camuñas, Anaya, Cobeño, Chércoles, etcétera”.

La hierba artificial

La historia de la EDM San Blas da un vuelco impresionante con la llegada de José Enrique Núñez en 2003 como concejal presidente del distrito de San Blas-Canillejas. El joven edil popular no era especialmente futbolero, pero se propuso desde el primer día rehabilitar los campos de la Avenida de Guadalajara, dotarlos de césped artificial y construir una grada parecida a la del Cerro del Espino. Los nuevos vestuarios y la cafetería dotaron a la instalación de los elementos que faltaban en un campo del siglo XXI.

“Núñez nos cambió la cesión de los campos (quedaban cinco años) por campos de hierba artificial y lógicamente accedimos, era la ilusión de nuestra vida, con un campo de última generación donde nuestros niños pudieran practicar fútbol con garantías, aunque se equivocó otorgando la gestión externa”, explica el presidente.

Paco, Dukic, Guti, Milla y Víctor

La llegada del Valencia CF

Con el nuevo campo de hierba llegaron las oportunidades y apareció un equipo aficionado del Mestalla, que lo dirigía Ricardo Cucarella, bien relacionado con el Valencia CF. “Cucarella era un empresario y me dijo que podía traer al Valencia a San Blas, pensé que podía tener importancia para la EDM y en general para el fútbol del distrito. Aquí se presentaron Lobo Diarte, director deportivo; Luis Milla, Dukic, Subirats…Los padres y madres de nuestros niños fliparon y los medios de comunicación estaban aquí todos los días. Fue el gran auge de la Escuela de Fútbol de San Blas y empezamos a crecer. El nuevo césped y el Valencia fueron un bombazo, incluso fuimos a jugar a la Ciudad Deportiva de Paterna”.

Sin embargo, “unos meses después Diarte se despidió, no le pagaban y empecé a sospechar que todo fue un sueño. Prometieron vestir a todos los niños de la escuela, pero solo uniformaron a un equipo por categoría con su patrocinador Toyota y el escudo del Valencia CF en las camisetas, así vestimos una temporada hasta que desaparecieron. Los medios me preguntaban qué había pasado con el equipo Che, pero yo no tenía contestación”.

Recuperar la gestión del campo

La siguiente concejal presidenta del distrito fue Carmen González, “que nos solicitó una entrevista. Nos explicó que no estaba contenta con la gestión de los campos realizada por una fundación del distrito durante dos años y nos animó a presentarnos al concurso público. Hicimos una buena oferta técnica y económica y conseguimos de nuevo la gestión de las instalaciones con los dos campos de fútbol. Siempre hemos sido partidarios de que el Ayuntamiento haga un control total y absoluto de la instalación para que nadie pueda meter mano y estamos muy contentos renovando bajo criterios profesionales y de gestión”.

Un cuarto de siglo es un tiempo suficiente para evaluar y apreciar el trabajo realizado, con idas y venidas, en un colectivo grande y muy numeroso (38 equipos y 550 jugadores). “Entiendo que no le puedo caer bien a todo el mundo, es lógico. Somos un gigante muy modesto y estamos orgullosos de lo conseguido hasta ahora. Hay más de 70 personas trabajando directa o indirectamente para la EDM San Blas y la mayoría solo recibe pequeñas aportaciones con la que no cubren ni la gasolina para desplazarse. Hemos creado nueve puestos de trabajo y es algo de lo que estamos muy orgullosos, con padres de la escuela que han mamado nuestra filosofía”.

Cantera de los grandes clubes de Madrid

En lo deportivo los éxitos en la formación de la cantera con el Fútbol 7 son innegables en los últimos lustros. “Somos un emblema para los grandes clubes de la Comunidad de Madrid, nos observan y todos los años fichan a nuestros niños con mayor progresión, desde prebenjamines ya están tocando jugadores. Entre el Real y Atlético de Madrid hay 13 jugadores de la EDM jugando en sus equipos, además del Rayo Vallecano, que también nos sigue. Algo estaremos haciendo bien”.

Pedro Blázquez fue el artífice de la organización de la EDM como escuela de fútbol y el iniciador del campo de Las Banderas, actualmente el Municipal de San Blas. “Siempre le recordaremos, fue el impulsor y por eso organizamos desde hace 15 años un Memorial en su nombre. Su labor social fue impresionante y en esa época además se construyó el barrio de Las Rosas que fue definitivo; del viejo San Blas queda poco, pero llevamos el nombre del distrito por toda la Comunidad de Madrid”.

Hace cinco años la EDM San Blas fue nombrada por la RFFM como mejor escuela de la Comunidad de Madrid, un compromiso que ha llevado a la Escuela a profesionalizar sus estructuras. “Profesionalizar es bueno y al mismo tiempo malo, no queremos que la escuela sea clasista y mantenemos una cuota accesible con precios anuales por debajo de la media, cerca de un 40%. Tenemos niños que compiten de verdad y otros muchos que tienen todo el derecho del mundo a jugar y practicar su deporte favorito”.

Vicente del Bosque y Jesús Gutiérrez "Guti"

El futuro de la EDM San Blas

Mirando al futuro parece que la afición continúa y el fútbol de barrio sigue imponiéndose al resto de disciplinas pero, ¿hasta cuándo piensa seguir el presidente con la misma intensidad? “De momento hasta el 2018 que es el año que hemos prorrogado con el Ayuntamiento la concesión municipal. La familia tira mucho y mi mujer, que fue una forofa de la escuela cuando jugaban mis dos hijos, se está cansando y quiere que conciliemos la vida familiar, ya veremos porque esto del fútbol se lleva en la sangre y sigo sufriendo con los ascensos y los descensos como el primer día”.

Gutiérrez y su Junta Directiva forman un equipo compacto, sin fisuras, con los mismos objetivos desde hace 25 años. “Quiero destacar la labor de mis compañeros Julián Pedroche (padre e hijo), Paco Ramírez, Rafael Fernández, Carlos Alonso y José Aguilar que forman la Junta Directiva, pero también a los directores deportivos que nos han acompañado con profesionalidad a lo largo del tiempo, a los entrenadores y monitores, al personal de la cafetería, del material deportivo, guardas y, en general, a la gran familia de la EDM San Blas. Este año celebramos el 25 aniversario y los auténticos protagonistas son los jugadores y su familiares sin los que esta escuela de fútbol no tendría sentido. Gracias a todos por vuestro incondicional apoyo”.

Ajax Spinner