Usamos cookies para ofrecerte un mejor servicio, en ningún caso usamos tus datos para nuestro beneficio personal o para venderselo a terceros. Si continúas navegando aceptas nuestro uso de las Cookies. Más información

DIARIO DEPORTIVO REGIONAL DE LA COMUNIDAD DE MADRID

Preferente > Grupo 1 > E.D. Moratalaz

Entrevista a Javier Lorente, mediapunta fichado esta temporada por la E.D. Moratalaz

Autor:
23-09-2015
Javier Lorente // fotos: Alejandro Posilio (ED Moratalaz)
 
" Lo que más me ha sorprendido de esta Escuela es la cercanía, es como venir a jugar todos los días con amigos "

Texto y fotos de Alejandro Posilio

Este mediapunta de 21 años criado en las canteras del Rayo Vallecano y Leganés ha fichado esta temporada por el primer equipo de la ED Moratalaz, con el que espera llegar a Tercera División, aunque no es un objetivo que le coma el coco, pues lo que realmente busca es disfrutar practicando el fútbol que le hace feliz, el que tiene como protagonista al balón. Madrileño y estudiante de cuarto de Fisioterapia en la Universidad Rey Juan Carlos, no ha trabajado nunca, pero tampoco descarta sacarse el carné de entrenador para dedicarse a esa labor. Madridista, pero nada forofo, según aclara,  no tiene novia, por lo que dedica su tiempo libre a salir con los amigos y la familia, a practicar otros deportes, como el tenis, y a ir al cine. Le gusta hacer cosas nuevas, porque odia las rutinas, y le encanta ir a la playa, aunque asegura tener pánico a las medusas.

 

Acabas de llegar a la ED Moratalaz, pero llevas mucho tiempo en el mundo del fútbol. ¿Me puedes explicar cómo se ve esta Escuela desde fuera?

La imagen que tenía, y sigo teniendo tras el poco tiempo que llevó aquí, es de una escuela donde lo primordial es la persona, antes que el futbolista. Aquí se forma a las personas. Lo que me llama la atención es que todos los equipos de la Escuela siguen la misma metodología en los entrenamientos y a la hora de jugar al fútbol. Esto es digno de destacar, porque en las grandes canteras de la Comunidad de Madrid, y he estado en un par de ellas, no es así, es más caótico.

 

¿Pero qué se comenta de la Escuela cuando hablabas con compañeros, entrenadores, etc?

La alaban por lo bien que se intenta jugar al fútbol. Se dice que aquí se intenta jugar al fútbol de una manera atractiva, que a mí me gusta, por eso he venido aquí, y que se confía en este estilo a pesar de que no haya buenos resultados. Se destaca que se consigue llevar a la competición la metodología que se implanta. Esto es muy positivo y a medio o largo plazo va a traer muy buenos resultados para la Escuela.

 

¿El estilo de juego es lo que realmente te ha traído a la ED Moratalaz?

Sí. Pero también tengo amigos, con los que tengo muy buena relación, que me han animado a venir. Además, Jorge Vallejo, mi entrenador, me conocía y me ha dado la confianza necesaria para venir. La idea de jugar al fútbol como lo vamos a hacer este año en Preferente me parece una muestra de valentía enorme. Es una manera de jugar al fútbol revolucionaria, pues se va a implantar en una categoría famosa por su juego bronco y por no dejar jugar.

 

¿De qué te conocía Jorge Vallejo?

Del fútbol, de haber jugado contra él. Me ha visto jugar y supongo que  también le habrán hablado de mí. Un poco de todo.

 

¿Realmente se identifica fuera a los equipos de la ED Moratalaz por su fútbol de combinación?

Sí, sí, sin duda. Como anécdota, te contaré que el domingo pasado, ante el Sporting de Hortaleza, un compañero conocía a un jugador rival. Cuando le saludó, le preguntó que qué tal, y contestó: ‘Aquí estamos, para correr un poco detrás vuestra’. Si, la gente ya sabe cómo jugamos.

“Aquí está la persona antes que el futbolista, se priman otros valores”

Llevas apenas un mes en la Escuela. ¿Qué es lo que más te ha sorprendido?

La cercanía, es como venir a entrenar con amigos. No se elimina el plus de jugar al fútbol a un alto nivel. Es como si entrenara todos los días y jugara con un grupo de amigos. Esto es muy positivo.

 

¿Esperabas que fuera así?

Sí, sabía que el ambiente era de este estilo.

 

¿Y cómo definirías la experiencia?

Muy buena. Estoy feliz y contento. Muy a gusto. Me han acogido muy bien y espero estar así todo el año.

 

¿Qué diferencias ves entre la ED Moratalaz y los otros clubes en los que has estado?

Principalmente, he estado en dos grandes clubes de la Comunidad de Madrid, como son Rayo Vallecano y Leganés, donde sus equipos de fútbol base son cantera. Y lo que se busca en la cantera es sacar el máximo rendimiento deportivo a los jugadores. En mi opinión, en estos sitios a veces se olvida que están tratando con personas. Esto no sucede en la ED Moratalaz. Aquí está la persona antes que el futbolista. Aquí se priman otros valores.

 

¿Has notado alguna diferencia en la forma de entrenar?

Mucho balón. Aquí se trabaja siempre con balón. Y esto es lo que me gusta, pues es como más disfruto jugando al fútbol: correr con balón, cansarme con balón y tener el balón en todo momento. La gran diferencia es el balón, sin dejar de trabajar otros aspectos como el físico y el táctico.

 

¿Este estilo es realmente más arriesgado?

Depende del que interprete el juego. Yo, por ejemplo, veo muy arriesgado regalar el balón al rival. Teniendo el balón la gran mayoría del partido puedes crear más ocasiones y tienes más control del juego. Pero para gustos, los colores. A unas personas les gusta más un estilo de juego, y a otros, otra. Pero para mí, el estilo que se juega en la Escuela es una forma acertada de ver el fútbol.

 

Pero el pasado domingo ante el Sporting de Hortaleza ya se vio algo que os vais a encontrar prácticamente todas las semanas: presión al máximo para impedir que dominéis el balón.

Así es. Esa va a ser la tónica de toda la temporada. Nuestros rivales son equipos muy fuertes físicamente que saben que vamos a intentar imponer nuestro fútbol. Pero, sinceramente, lo que he visto es que tenemos futbolistas bastante cualificados como para llevar a cabo esta idea de juego. Tenemos futbolistas que siempre quieren ser protagonistas y quieren el balón. Puede que en un partido o dos nos salgan mal las cosas, pero a la larga, puede salir un buen año si vamos hasta el final con esta idea.

“El estilo que se juega en esta Escuela es una forma acertada de ver el fútbol”

 

¿Los otros equipos que has jugado no tenían esta misma filosofía?

No tanto como aquí. Tenías el balón y no te decían que te lo quitaras de encima, obviamente. Los entrenadores se adecuaban a las características de los jugadores que integraban sus equipos. Pero no estaba tan enfocado a como lo está aquí, que se trabaja una y otra vez desde pequeño. Allí era más intuitivo, menos planificado.

 

¿Este sistema ha triunfado porque es bueno en sí o porque los jugadores que lo han puesto de moda eran muy buenos técnicamente?

Si llevas un equipo de jugadores que quieren la pelota, obviamente les va a favorecer un sistema en el que se incremente la posesión del balón de su equipo. Si se tiene la mayoría de jugadores de porte físico, es más difícil implantar este estilo. Si además de implantar esta tecnología dispones de jugadores que se adaptan bien a ella, resulta más fácil conseguir los resultados y los objetivos propuestos.

 

¿De qué juegas?

Me considero un jugador muy polivalente. Puedo jugar de mediapunta o de extremo, tanto izquierdo como derecho.

 

¿Dónde te gusta más?

Donde toque más la pelota, pero me siento bien en las tres posiciones. No tengo preferencia.

 

¿Normalmente en qué posición has jugado?

Siempre he solido jugar en alguno de estos puestos.

 

¿Qué características debe tener un buen jugador en esos puestos?

Debe ser el típico jugador especial, que tenga algo distinto que le sirva para destacar en esa posición; que sea capaz de generar un buen último pase o una buena jugada de gol, y de darle tranquilidad al equipo.

 

¿Qué características de esas tienes y cuáles echas de menos?

Me considero un jugador que se asocia bien con sus compañeros, que pierde muy pocos balones. Quizá no soy muy vertical, pero lo soluciono con las otras características. Prefiero que me venga el balón. Si no me llega, estoy intranquilo.

“Pienso que disfrutando del fútbol es como se consiguen al final los objetivos”

 

¿Cuál es tu jugador de referencia?

Por mi estilo, parecido al de ellos, quizá Silva o Isco. Por ahí anda.

 

¿Te pareces en algo a ellos?

Me dicen que me parezco a Isco en el físico y en la manera de llevar el balón.

 

¿Cuéntame cómo y cuándo empezaste a jugar al fútbol?

Empecé de pequeño en la guardería, porque era muy travieso y los profesores le aconsejaron a mi madre que me apuntara a un deporte para adquirir disciplina. Vivo en Valdbernardo y me apuntó a la Escuela de Fútbol de Vicálvaro, de la que un tío mío era cofundador. Empecé en el prebenjamín B y estuve allí hasta Benjamín A. Luego hice las pruebas del  Rayo Vallecano y me cogieron. Estuve allí cuatro temporadas. Y cuando pasé a cadetes, me fui del Rayo al Leganés, donde he estado hasta la temporada pasada.

 

¿Tras ocho años, qué tal la experiencia en Leganés?

Muy buena. Es donde, prácticamente, me he formado como futbolista. Estoy muy agradecido a la gente de allí.

 

¿Cuál es tu objetivo en la ED Moratalaz?

Quizá te suene a risa, pero no es ascender a Tercera División ni nada parecido. Es disfrutar del fútbol, porque pienso que disfrutando del fútbol es como se consiguen al final los objetivos. Si no disfrutas y te diviertes jugando, es muy difícil rendir bien, hacer un buen año. Si disfruto, sé que voy a hacer un buen año.

 

El objetivo común del Aficionado A es el ascenso a Tercera División. ¿Lo ves factible?

Sí, aunque un ascenso siempre es difícil, pues implica ser muy regular durante toda la temporada. No te puedes permitir un mes con dos empates o derrotas. Pero por qué no vamos a poder conseguirlo. Si vamos partido a partido, a lo mejor llega el invierno y estamos cerca de los primeros, de tal forma que si pegáramos un apretón final, podríamos lograrlo. Es un objetivo que está ahí, pero no nos obsesionamos con él. Si hacemos una buena temporada jugando a lo que pretendemos pero al final no subimos, tendríamos que estar satisfechos.

 

¿Pero la ED Moratalaz tiene potencial para mantener un equipo en Tercera División?

Sí, sin duda. Además, viendo cómo trabajan los equipos de la cantera, se ve que chavales con calidad hay en los equipos inferiores. Los chavales que llegan a los aficionados están formados en el estilo de la Escuela y están curtidos de jugar en las mejores divisiones del fútbol madrileño, en categorías muy competitivas. Con el Rayo y el Leganés he jugado siempre contra el Moratalaz en las mejores categorías.

“Soy una persona que intento aprender de las situaciones negativas para sacarles el lado positivo”

Ya está haciendo sus primeros pinitos como entrenador en el banquillo de un equipo de Rivas, por lo que no descarta sacarse el título de preparador. Pero, hoy por hoy, disfruta más jugando.

 

¿Cómo ves que se dé prioridad a los jugadores de la Escuela a la hora de elegirlos para los equipos aficionados?

Al fin y al cabo es el objetivo de una Escuela: formar jugadores para sus primeros equipos. Si se está formando a un chico desde alevín y cuando llega a juveniles o aficionados se prefiere a otro que viene de una cantera de un club poderoso, es hacer un trabajo inútil. Veo más adecuado que una vez inculcada una metodología desde pequeño, parece obvio que se le dé una oportunidad antes que a uno de fuera. No todos, pero sí a un número considerable de jugadores.

 

¿Esta filosofía no dificulta el crecimiento, como le pasa al Athletic de Bilbao, por ejemplo?

No nos podemos comparar con el Athletic, pero salvándo las distancias, el Moratalaz tiene equipos en muy buenas categorías. Casi sin querer van saliendo los resultados, consiguiéndose los objetivos y saliendo jugadores válidos para mantener las mejores categorías.

 

¿Tienes pensado ser entrenador?

Sí, me gusta. De momento, estoy de segundo entrenador de un equipo alevín de Rivas. Ahora estoy un poco liado con la universidad. Pero en el futuro, no descarto sacarme el título de entrenador y ponerme a entrenar a chicos.

 

¿Te gusta?

Sí, aunque ahora mismo, menos que jugar. Pero formar en un futuro a chavales no es algo que descarte.

 

¿El fútbol para ti es simplemente un pasatiempo?

No. Como te he comentado antes, el fútbol no lo entiendo sin disfrutar. Si no me divirtiera ni tuviera ganas de venir, carecería de sentido. Pero como no es así, no es un pasatiempo. Es algo que me gusta,  que hago todos los días con ilusión, ganas de aprender y de mejorar.

 

¿Es justo el fútbol?

No, no. Para nada. Pero como todo en la vida. Es como el que trabaja en una empresa y un día le dicen que se ha acabado. No es justo, pero da igual. Es lo bonito de este deporte. Hay que aprender también de las injusticias y de las dificultades. Soy una persona que intento aprender de las situaciones negativas para sacarles el lado positivo.

“Pienso que disfrutando del fútbol es como se consiguen al final los objetivos”

 

¿Has tenido alguna lesión grave?

No, ninguna. Tocaré madera para seguir igual.

 

¿Si mañana viniera un club grande para ficharte, qué harías?

No voy a ser hipócrita, seguramente me iría. Pero no es algo que me preocupe, que salga al campo pensando en hacerlo bien para que me pueda fichar un equipo grande. No, aquí estoy para disfrutar y pasármelo bien. Si hacemos un buen año y disfrutamos, eso que me llevo.

 

¿La ED Moratalaz podrá algún día competir de tú a tú con los clubes grandes de la Comunidad?

Quién sabe, pero las piedras ya se están colocando correctamente para que eso sea así. Repito que el hecho de que una cantera como esta lleve a cabo una misma metodología de trabajo para todos sus equipos tiene mucho mérito. Otras canteras de grandes clubes no tienen esa filosofía de funcionamiento. Si se sigue con esta idea de formar chavales con esta política, los chavales se verán atraídos por esa idea y ese fútbol. Es mi caso. Puede que a medio o largo plazo se mejore todavía más el nivel.

 

¿Hasta cuándo en los campos de fútbol?

Hasta que el cuerpo aguante o el trabajo lo permita.

Ajax Spinner